Tiermas (Zaragoza)


Agradecimiento impagable para Jose Garcia Buey de Casa Serafina de Los Baños por su colaboración. Magnifico y entusiasta informante en todo lo relativo a Tiermas. Autor de un excelente libro titulado: ¨Tiermas, puerta del reino de Aragón¨. donde en un impresionante trabajo de documentación hace un recorrido por la historia de Tiermas, por sus casas detalladas una a una, de quienes las habitaron y hacia donde marcharon y concluye con un pequeño diccionario de palabras autóctonas de Tiermas y demás pueblos de alrededor, por problemas editoriales no vio nunca la luz pero esta disponible su descarga en internet para todo el que quiera leerlo.

La despoblación del siglo XX en el mundo rural cuenta con la histórica villa de Tiermas como uno de los gigantes a los que devoró. Pero fue gracias a los tentáculos de la Administración que engancharon a esta maravilla de pueblo situada en plena ruta del Camino de Santiago y no le permitieron seguir con vida.
Porque el caso de este pueblo no fue una emigración voluntaria sino una emigración forzosa como ocurrió en tantos pueblos españoles debido a la construcción de un pantano. Pueblo que nunca se habría quedado despoblado sino hubiera sido por la expropiación de las fértiles tierras de cultivo que tenían los tiermenses a orillas del rio Aragón. Así la construcción del pantano de Yesa terminó con la vida de los cuatro barrios que componían Tiermas: El Pueblo, Los Baños, Aringo y las casas de Eso, puesto que sus habitantes al privarles de su medio de vida se vieron envueltos en una expropiación forzosa también de sus casas al quedar inundados Los Baños y Aringo y el Pueblo dentro del perímetro del pantano.
Tampoco se salvó de la inundación el histórico puente medieval que salvaba el cauce del río. Antiquísima población esta de Tiermas (Thermae fue el primitivo pueblo junto a las fuentes termales de la época romana).Fundada por Pedro II de Aragón en 1201 para proteger a la población de las frecuentes guerras que había en esos años por encontrarse a la entrada del reino, decidió construir el nuevo pueblo en un terreno elevado donde estuviera mejor protegido dotándole además de murallas y castillo.
Terminada la época de guerras la gente que vivía en el pueblo, debido a que tenían que subir y bajar una empinadisima cuesta por tener las tierras de cultivo abajo en el llano poco a poco fueron edificando almacenes, cuadras, corrales y pequeñas edificaciones a la vera del río junto al balneario de Tiermas del que se tiene constancia de su funcionamiento desde el siglo XIV, lo que más tarde se fue traduciendo en viviendas para estar junto a las tierras, así se dio la duplicidad en muchos casos de gente con vivienda en el pueblo y en los Baños.
En el siglo XX Tiermas consta de unas 145 viviendas contando entre 700 y 1.000 habitantes.
Buenas tierras de cultivo dedicadas al cultivo de trigo, cebada, maíz, avena, patatas, judías y en los últimos años a la remolacha azucarera.
La oveja era el animal más abundante en la ganadería y en menor medida vacas, cabras y cerdos.
Había gente que trabajó en la construcción del embalse y en la nueva carretera, pero lo que dio gran impulso y enriqueció económica y socialmente a Tiermas fue el balneario de Los Baños.
José Garcia habla del Balneario:
¨Al balneario, abierto de junio a septiembre acudía todo tipo de gente: gobernadores provinciales, médicos, escritores y muchas personas del mundo rural. Tenia habitaciones y comedor de 1ª clase y lo mismo de 2ª, así como una cocina donde el personal compraba los productos en las tiendas del pueblo y se lo cocinaban ellos mismos o la encargada de la cocina. Venían de toda España pero principalmente de las tres provincias aragonesas, Navarra y el Pais Vasco.
Hubo una época en que los dueños fueron los condes de Coello por lo que atraían mucha gente de la aristocracia. En el año 1906 estuvo allí durante unos días la infanta Isabel conocida popularmente como¨la Chata¨.
Las gentes de Tiermas, Ruesta y Esco tenían entrada libre de pago siempre que no usaran las habitaciones y el comedor¨.

Tiermas estaba bien abastecido de todo tipo de servicios: así en el pueblo había cuatro tiendas de ultramarinos, tres bares, una carnicería, un salón de baile y un horno para cocer el pan mientras que en los Baños había tres tiendas de ultramarinos, un bar, una carnicería, un salón de baile y un fonda.
Además contaba con cura, médico, practicante, servicio de correos, telegrafía en el balneario,dos peluquerías de señoras y dos de caballeros, puesto de guardia civil y coche particular de servicio publico.
Escuela en los Baños y dos escuelas en Tiermas.
Ermita de Nuestra Señora del Pilar en los Baños y la ermita de los Santos Justo y Pastor al pie de la sierra de Leyre.
Había molino para moler el grano que además producía electricidad para Tiermas y varios pueblos más.
Las fiestas de Tiermas se celebraban el 25 de noviembre honrando a su patrona Santa Catalina de Alejandria.
Jose Garcia habla de las fiestas:
¨Se hacia una misa solemne celebrada con tres sacerdotes - uno el párroco de Tiermas y los otros dos de los pueblos cercanos, Ruesta, Esco, Sigües...- Había sermón, normalmente sobre la vida de la Santa y su martirio. El sermón lo daba algún fraile capuchino de Sangüesa o algún otro sacerdote de la zona. No había procesión. Después de la misa se tomaba un vermut en los bares del pueblo y se hacia una comida especial esos días donde no faltaba el pollo y en menor medida el cordero o cabrito. Había costumbre de pasar los mozos con los músicos a rondar a las mozas a sus casas y se les obsequiaba con unas pastas abizcochadas acompañadas de un moscatel o anís. Por la tarde- noche se hacia el baile, en los salones de baile, uno en los Baños y otro en el pueblo. Los músicos venían de fuera, unos años vinieron unos hermanos de Layana, otras veces de Huesca o Pamplona.
Las fiestas menores eran en Carnaval y aunque en la dictadura de Franco estaban prohibidas en toda España, aquí nunca se prohibieron pese a haber guardia civil¨.

Había bailes todos los domingos y acudían comediantes y titiriteros a realizar funciones, además los jóvenes se entretenían con los juegos de naipes y pelota vasca en el frontón.
Los habitantes de Tiermas eran conocidos con el apodo de canterudos.
Así transcurría plácidamente la vida en Tiermas a pesar de que desde el año 1924 estaba proyectada la construcción del embalse, proyecto que estuvo paralizado bastantes años pero que después de la guerra civil se volvió a impulsar por las autoridades franquistas lo que supuso un mazazo para la población de Tiermas.
Así lo narra José Garcia:
¨Ya no se permitió construir o modificar las viviendas porque se amenazaba con que todo aquel que hiciera alguna modificación o edificación nueva no lo cobraría en el pago final, como fue el caso del Gran Hotel Infanta Isabel del balneario que quedó arrasado por un incendio y ya no se restauró. A pesar de todo hubo quien se arriesgo y edificó o arregló bajo su responsabilidad. Las necesidades obligaban. Aunque algunos pensaban que no se llegaría a hacer, la mayoría sabíamos que tarde o temprano llegaría la hora. Se empezó a buscar un nuevo lugar de traslado y se encontró en El Bayo, nuevo pueblo de colonización adonde fueron a parar la mitad de las familias de Tiermas que quisieron seguir con la agricultura, el resto se repartió entre Zaragoza, Pamplona y Sangüesa mayoritariamente.
Nadie que no haya sufrido nada parecido podrá comprender el sufrimiento y sobre todo la impotencia de tener que dejarlo todo a la fuerza: tu casa, tus tierras y tantos recuerdos que quedaron allí enterrados para siempre.
Las personas mayores fueron los que peor lo pasaron, el caso particular de mi padre, que durante el primer año en Zaragoza creíamos que no lo superaba, la tristeza le embargaba y aun hoy me emociono de recordarlo¨.

Así en el año 1959 empezó a llenarse de agua las zonas más bajas por lo que la población que todavía quedaba tuvo que irse marchando escalonadamente en los primeros años 60 dejando atrás toda su vida, recuerdos y raíces.
Bartolomé Torrea tuvo el ¨honor¨ de ser el último habitante de Tiermas, nunca quiso marchar, se quedó en el pueblo hasta su fallecimiento, hecho que aconteció el día 24 de diciembre de 1992 (un familiar lo encontró muerto en su casa). Se dio la circunstancia de que tuvo por único vecino durante años a Honorio de Casa Juan de Juana que tampoco había marchado y pese a la soledad de ambos no se dirigían la palabra, años más tarde, a últimos de los 70 tuvo por vecinos a una colonia de hyppies que se asentaron en el pueblo, iban desnudos y montados a caballo, tenían una vaca y con la leche hacían queso que vendían a los veraneantes del camping, además de pulseras y baratijas.
En el año 1993 se creó la Asociación pro defensa de Tiermas con el objetivo de conseguir de la Confederación Hidrografica del Ebro la reversión de las casas, lo que no pudo llevarse a cabo porque todo el pueblo de Tiermas y sus terrenos había sido vendido al pueblo de Sigües con el objetivo de dinamizar la zona y recuperar un poco el uso turístico que tuvo en la antigüedad aunque hasta el momento nada de ello se ha llevado a cabo y así Tiermas con su rica historia y su pasado que fue declarado Bien de Interés Cultural sigue en el más absoluto de los abandonos y devorado completamente por la vegetación, y sus tres barrios además del bello puente construido en el siglo XI para salvar el cauce del río Aragón a todos los vecinos y a los peregrinos que hacían el recorrido porque Tiermas se encuentra en el Camino de Santiago yacen en el fondo del pantano descansando para siempre.


Visitas realizadas en solitario en diciembre de 1989 y mayo de 2009.

PUBLICADO POR FAUSTINO CALDERÓN.

Portal de las Brujas o del Duende. Único resto que queda la primitiva muralla, era uno de los accesos a Tiermas. Según cuentan los más ancianos nadie se había atrevido a entrar en esa casa por los ruidos que en ella se oían atribuidos a personajes legendarios e incluso había una leyenda que dicen que había un túnel que comunicaba este edificio con el río, túnel que nadie llegó a ver nunca.



El acceso principal a Tiermas se hacia por la otra parte del pueblo donde el primer edificio era la escuela de niños situada a la derecha, quedando la parte izquierda como matadero municipal.



Interior de la escuela donde aun son visibles las huellas de las dos pizarras pese a los impresentables graffitis.
Recuerdos escolares de Jose Garcia:
¨A esta escuela veníamos los niños de los Baños, Aringo y las Casas de Eso cuando cumplíamos los diez años de edad. Era un salón rectangular con pupitres dobles para 40 o 50 niños. El maestro estaba en un estrado desde donde contemplaba a todos. Normalmente cuando nos explicaba alguna materia permanecíamos sentados, pero en ocasiones nos ponía de pie en fila y nos preguntaba cualquier cosa empezando por el primero de la fila, si no lo sabia le tocaba el turno al siguiente y así sucesivamente hasta que alguno acertaba y se ponía el primero en la fila. Igualmente cuando te sacaba a la pizarra con algún problema, los dictados sobre cuaderno los puntuaba en el
mismo¨.

Los últimos niños que quedaban en Tiermas que eran de Casa Vera acudieron durante unos años a la escuela de Esco.



Fuera de la vista del visitante por encontrarse escondida detrás de la escuela se encuentra el ayuntamiento o casa de la villa.



La majestuosa iglesia parroquial de San Miguel Arcángel, con la escuela de las niñas a la izquierda.



Pórtico con dos arcos. Portada de acceso al templo de arcos apuntados. La puerta era de roble macizo cuyas dos hojas estaban claveteadas con grandes tachuelas de forja acabadas en punta. Encima del pórtico se encontraba la antigua escuela de niños a la que se accedía por una escalera de piedra adosada a la pared, estuvo en uso hasta mediados de los años 20.



Presbiterio de la parroquial donde se encontraba el altar mayor presidido por la figura de San Miguel Arcángel, teniendo a ambos lados en sendos pedestales las figuras del Sagrado Corazón de Jesús y de la Virgen Maria, quedando a un lado del altar la peana donde se situaba San Virila.
Un fresco de la Santísima Trinidad destacaba sobre el retablo del altar.
El altar mayor se encuentra actualmente en la iglesia parroquial de Broto(Huesca). Algunas imágenes de los santos fueron llevadas por el obispado al pueblecito de Arto(Huesca) y la imagen de Santa Catalina que estaba en una capilla lateral fue llevada en primera instancia al pueblo de Latras (Huesca) que también tenia la misma patrona y cuya imagen había sido quemada durante la guerra civil, pero después de muchos ruegos y esfuerzos se logró llevar al nuevo Tiermas ¨El Bayo¨donde actualmente se encuentra.



Interior de la parroquial. La vegetación no entiende de lugares sagrados. Coro al fondo.




La fuente octogonal, conocida como la fuente del pueblo, edificada en el centro de la plaza mayor, canalizada desde la fuente de la ermita de San Justo, empezó a manar agua en 1926 ante la incredulidad de los vecinos que no pensaban que el agua podría salvar el desnivel existente. León Martínez de Casa Marchueta fue el principal promotor de esta obra.



Salida del pueblo por el portal del Duende o de las Brujas, por aquí se iba al cementerio. a Aringo y a las viñas. A la izquierda Casa Martinez.



Casa Coroz, la iglesia y la escuela de niñas a la derecha.




La escuela de niñas, en la planta de arriba estaba la casa de los maestros, que solía ser ocupada por el maestro de niños, mientras que la maestra de niñas que normalmente solían ser chicas jóvenes solteras se alojaban en Casa Gil o en Casa Pereza.



Casa Gil. De cuatro plantas y de construcción más reciente. Era tienda de ultramarinos y de tabacos y solo estaba habitada en invierno pues en el verano se trasladaban con su comercio a los Baños donde también tenían casa.



Calle de Tiermas.




Casa Pablo, Casa Maria Zorroza y Casa Florencio de construcción muy similar. Al fondo las ¨murallas¨de la sierra de Leyre.



Casa La Mariana, de construcción más reciente. Había una tienda de ultramarinos. Sus propietarios se trasladaron más tarde a los Baños donde también tenían casa y esta vivienda fue más tarde utilizada por el cura mosén Antonio Villacampa.



Calle de Tiermas.




El autor del blog en una calle de Tiermas en el año 1989, todavía era una delicia pasear por sus hermosas calles.



La misma calle veintidós años después.




Calle de Tiermas, la maleza lentamente sin prisas va recuperando terreno.




Calle de Tiermas, en algunas calles un estrecho sendero entre la maleza posibilita el poder pasear todavía por ellas.



Un paseo por las calles de Tiermas nos depara algunas sorpresas arquitectónicas como esta magnifica balconada de madera de Casa Urbano.



O esta bellisima escalera de piedra de peldaños de media luna.




Calle de Tiermas.




Mirando por la ventana. ¡Que desolación!




Calle de Tiermas.




El frontón. Tampoco se ha librado de la avasalladora vegetación.




Calle de Tiermas.




Calle de Tiermas. Vegetación de todas las clases impide el paso.




La fontaza. Situada debajo del pueblo en el camino que llevaba a los Baños, dicen que aliviaba los ardores de estomago.



Cuando baja considerablemente el nivel de las aguas, se ven los exiguos restos del balneario. Actualmente el lugar es muy frecuentado por visitantes para hacer uso de los restos de aguas termales y darse baños de lodo.



Foto cedida por Cristian Laglera

Ermita de los Santos Justo y Pastor, en las estribaciones de la sierra de Leyre.

19 comentarios :

  1. Cuantos recuerdos de mi visita a Tiermas, estuve hace un par de años pero lo veo mucho peor, la maleza lo esta deborando.
    Fantastica idea la de poner tu foto (aunque se que no te gusta hacerlo), y poner la misma calle 22 años despues.
    Algún día podre hacer yo eso, de momento no...
    Un fuerte abrazo amigo mio.

    ResponderEliminar
  2. Excelente trabajo Faustino. Las aguas del embalse de Yesa convirtieron a Tiermas casi en una isla y ahogaron su futuro. Bajo las aguas, algo más abajo que el balneario, sobrevive un impresionante puente medieval que permitía salvar el río Aragón.
    Queda muy bien recogida en este blog la memoria de uno de los poblados más antiguos que hay en España; patria de San Virila, aquél abad de Leire que estuvo 300 años escuchando el canto de un ruiseñor.
    Una vez más, y que sean muchas más... ¡enhorabuena Faustino!

    ResponderEliminar
  3. enhorabuena, es espectacular el reportaje sobre tiermas, yo estuve en este pueblo hace algunos años y me gustó mucho, las vistas que hay desde lo alto son impresionantes.

    ResponderEliminar
  4. ¡Las horas de trabajo que habra detras de este extraordinario reportaje !
    Le felicito

    ResponderEliminar
  5. ¡Por Dios que dejen arruinarse verdaderas obras de arte!, como se ve en algunas de las fotos.
    Interesantísimo blog tienes.

    Un cordial saludo.

    ResponderEliminar
  6. Juan Antonio de Ojedadomingo, 27 noviembre, 2011

    Mi paso por Tiermas, fue a principios de 2008, enmarcado en una visita a la abadía de Leyre, el anterior abad Luis Mª, me habló de este pueblo abandonado y me atreví a recorrer los 14,5km que recorren la villa del monasterio a pie, provisto únicamente de un polar rojo y unos pantalones marrones (parecía un ertzaina :D), además de un poco de comilona preparada por un monje... hice fotos que aún conservo y de todo ello un proyecto que espero hacer realidad, en unos años... me impactó muchísimo aquél pueblo y me deprimí en las ideas al oír que quieren hacer una represa en Yesa, que dejaría el pueblo como un islote en medio de un mar artificial, con lo que dificultaría, si cabe, aún más su acceso.
    Este es mi mail por si a alguien le fuera de interés: ja.deojeda@gmail.com
    Saludos!

    ResponderEliminar
  7. Esta en facebook Tiermas No Se Olvida Tiermas para el que quiera!!

    ResponderEliminar
  8. Hola amigos, por casualidad he encontrado esta pagina(soy un poco torpe en esto).Al ver esto, ha rememorado el tiempo que pase con esa maravillosa gente,alla por los años 60 cuando el cierre de la presa y la inundacion.Yo trabajaba en la carretera nueva y vivi todo aquello, compartiendo el dolor de aquella gente, que muchos de ellos ya eran mis amigos,pues llegue a sentirme como uno mas de pueblo, igual en el baño, que luego arriba en el pueblo.Por si alguien me recuerda, soy Valero el hijo del señor Nicolas, encargado de la carretera.podria srguir recordando gente y anecdotas ed entonces, pero no os quiero cansar. si alguien le puede interesarmi correo es valeroaso@hotmail.es gracias y saludos a los tiermenses.

    ResponderEliminar
  9. soy vecino de alera(pueblo colono de las cinco villas) y tengo muchos amigos descendientes de tiermas. estuve el otro dia con uno de ellos visitando el pueblo y nos llevamos una grata sorpresa: unos antiguos vecinos estan restaurando sin animo de lucro varias zonas del pueblo entre ellas el cementerio que esta actualmente en un estado casi perfecto(nos dijeron que residian cxasi todos actualmente en pamplona)

    ResponderEliminar
  10. Fue encantador tener noticias de este pueblo ya que llevo por nombre "Tierma", buscando el significado de mi nombre di con el blog, sabía que mi madre lo había sacado del diario pero no recordaba que decía la noticia o texto que leyó. Es fascinante y un orgullo para mí tener este nombre. Me gustaría tener más noticias de él y espero algún día conocerlo.

    ResponderEliminar
  11. Hola Tierma.
    Acabo de leer tu mensaje en Pueblos Deshabitados en el que dices te gustaría tener información del pueblo de Tiermas.
    Soy José García Buey autor del libro TIERMAS, puerta del Reino de Aragón. Puedes pedírmelo al correo que encontrás en mi foro o en Historia Antigua de Tiermas en el blog de la Asociación pordefensa de Tiermas.

    ResponderEliminar
  12. Amigo Faustino, tenía entendido que éste era el único de los tres pueblos, Tiermas, Ruesta y Escó, que había quedado sumergido por el pantano. Ahora veo que no, que aún está ahí esperando. Como siempre, excelente trabajo de investigación. Tanto la iglesia, como el Portal de las Brujas y los restos de las murallas nos hablan de un pasado rico en historia.
    Tu fotografía en el pueblo del año 1989 nos habla a todos tus lectores de tu temprana pasión por estos lugares.
    Felicidades y un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  13. Gracias por el artículo. En mayo se ha caído la cúpula de la iglesia de San Miguel en Tiermas, Zaragoza y ha sido muy útil para conocer más detalles de la historia de este lugar.
    Saludos, Borja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Borja por esta mala noticia, más bien malisima, aunque en cierto modo esperada. El olvido y el abandono siguen adelante haciendo su trabajo.
      No es solo la situación lamentable de olvido en que se encuentra la parroquial sino todo el pueblo entero de Tiermas. Unos por otros ni han hecho ni han dejado hacer.
      Si hubieran facilitado la reversión de las casas a sus antiguos vecinos hoy día estaríamos hablando de un Tiermas bien distinto.
      Saludos.

      Eliminar
  14. acabo de conocer tu blog, siguiendo la noticia de Radio Huesca, de la caida de otra pieza de la cúpula de la iglesia, es maravilloso!!!!
    que terrible dejar perder la belleza, la historia y los recuerdos,
    intentaré ir a conocer las bellezas que muestras, ¿gracias!
    un fuerte abrazo,
    Inma
    inmasanz13@hotmail.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La bonita iglesia de Tiermas poco a poco se va desmembrando de los elementos arquitectónicos que en el pasado la hicieron florecer. No nos debe sorprender nada de lo que le pase a Tiermas. Unos por otros ahí lleva años el pueblo languideciendo ante la indiferencia de quien podía tomar cartas en el asunto.
      Pues nada Inma que disfrutes de las bellezas de estas ruinas que tengas ocasión de visitar, aunque ruinas son tremendamente hermosas.
      Un abrazo.

      Eliminar
  15. Hola Faustino. A finales de julio por casualidad descubrí tu blog y hoy he terminado de leer las bonitas historias de cada uno de los pueblos y me ha encatado. Enorme tu aportación y dedicación. Querría saber si vas a visitar Galicia para aportar más pueblos al blog o si sabes de alguna página/libro donde vengan pueblos abandonados en mi tierra. Muchas gracias de antemano y un saludo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carlos. Te felicito si has llegado a leer las historias de todos los reportajes que hay en el blog. Lleva su tiempo. Pero a la vez es señal de que te ha enganchado sobremanera.
      Pues te comento que después de visitar unos mil despoblados ¡¡todavía no he visitado ninguno ni en Galicia ni en Asturias!!
      No me preguntes el porqué puesto que no sabría darte ninguna respuesta.
      Espero hacerlo pronto porque ya es de recibo. De hecho hace unos meses estuve a punto de hacer una escapada un fin de semana a visitar unos deshabitados en Lugo pero al final se torcieron los preparativos y acabé en..... Huesca.
      No tengo conocimiento de que haya ninguna página ni libro sobre despoblados en Galicia. Si lo hubiera tendría que ser muy interesante por la cantidad y variedad de pueblos en esta situación que se dan en tu tierra.
      Gracias por tus palabras de reconocimiento y por dejar tu comentario.
      Saludos.

      Eliminar